· 

Los expertos recomiendan el Yoga para mejorar la salud física y mental

Se calcula que más de 500 millones de personas practican yoga en el mundo, en cualquiera de sus tipos. Y la cifra va en aumento cada año, como demuestran las estadísticas y el interés que despierta entre personas de todas las edades. Las razones que llevan a las personas a apuntarse a esta disciplina milenaria son muy variadas: para fortalecer los músculos, mejorar la flexibilidad y el equilibrio, encontrar paz espiritual, relajarse…

En los últimos años se han realizado numerosos estudios para demostrar sus beneficios para el organismo a todos los niveles, pero hasta la fecha no se había revisado sistemáticamente la efectividad del yoga para mejorar la función física y la calidad de vida relacionada con la salud en una población de adultos que no presentaran ninguna enfermedad o condición específica.

Un estudio sobre 22 investigaciones

Precisamente este es el objetivo de un nuevo estudio llevado a cabo en la Universidad de Edimburgo y que ha sido publicado por el Internacional Journal of Behavioral Nutrition and Physical Activity. Los expertos realizaron un análisis estadístico para evaluar los hallazgos combinados de 22 investigaciones realizadas hasta la fecha y han comparado los beneficios asociados con el yoga con los de otras actividades físicas como caminar o montar en bicicleta.

En total, se han revisado diez estudios de Estados Unidos, cuatro de Australia, dos de Taiwán, dos de India y uno de Brasil, Irán, Reino Unido y Portugal. En cada uno de ellos, el número de participantes varió de 18 a 410 y la edad media fue entre 61 y 83 años. En 15 de los estudios, más del 70% de los participantes fueron mujeres. Se analizaron ocho tipos de yoga, entre los que se encuentran los más populares, como el Hatha yoga, el Yoga Iyengar, la práctica de yoga en silla (Silver yoga) o el Thai Yoga.

 

La estructura de las clases que se incluyeron en la investigación fue la de un calentamiento, seguido de las posturas principales y, por último, la relajación, la respiración y la meditación. Entre las posturas que se analizaron se incluyen las más comunes que se desarrollan en una clase: la cobra, el árbol, el águila, la langosta o el perro boca abajo.

Los beneficios hallados

Los resultados demuestran que mediante la práctica del yoga se pueden lograr efectos beneficiosos para el equilibrio, la flexibilidad del cuerpo, la fuerza de las extremidades inferiores, la depresión, la salud mental, la salud física, la calidad del sueño y la vitalidad frente a personas que no realicen ninguna actividad física.

 

En cuanto a la comparación con personas que sí llevan a cabo otro tipo de ejercicio, se encontraron efectos estadísticamente significativos para la fuerza corporal, la flexibilidad y la depresión. Los beneficios del yoga resultaron tan buenos como los de otro tipo de prácticas para mejorar la movilidad, la velocidad al caminar, el equilibrio, la ansiedad y la salud mental.

Por lo tanto, los investigadores concluyen que la práctica de esta disciplina que se originó en la India hace cientos de años es una actividad totalmente recomendable para los adultos para mejorar el bienestar físico y mental.

También te puede interesar:



PRÓXIMAS FORMACIONES:

Para más info manda un WhatsApp Directo

Pincha sobre la imagen para obtener más información.

Escribir comentario

Comentarios: 0